El Festival de Teatro Clásico de Mérida también sufrirá la crisis económica

Medea

La crisis económica está pasando factura a todas las empresas privadas y también a los sectores públicos. Tal es así que, incluso, la próxima edición del Festival de Teatro Clásico de Mérida sufrirá un recorte en sus presupuestos por lo que se acortará la duración del mismo para evitar costes.

El Festival de Mérida este año tuvo un total de 79.383 espectadores, un 5% más que el año pasado gracias a obras como Medea, con Blanca Portillo, y El evangelio de San Juan de “El Brujo”.

A pesar del recorte presupuestario, el director del ciclo Festival de Mérida, Francisco Suárez manifestó que se apostará por la calidad más que por la cantidad aunque no faltará alguna representación extremeña como en los últimos años.

Te puede interesar

Escribe un comentario