Varias promociones de pisos paradas ante la falta de clientes y de financiación

piso-barato-en-merida

El grave problema del ladrillo no es ajeno en la capital de Extremadura y sólo hay que darse un paseo por las afueras de la ciudad para ver varias promociones de pisos sin terminar ante la falta de compradores o los problemas que tienen los interesados en comprarlas en lograr financiación de los bancos.

Los promotores se quejan diciendo que la culpa es de los bancos al no conceder hipotecas a sus posibles clientes aunque tengan una buena nómina como funcionario.

Lo que me hace gracia de todo esto, es que los promotores le echan las culpas a los bancos en vez de decir abiertamente que los precios que tienen sus pisos son demasiados caros. Pero, claro, no se van a tirar piedras contra su propio tejado.

Además, estoy seguro, que cuando la economía se estabilice, volveremos a caer en el error de comprar viviendas a un precio desorbitado y que nos obligue a estar hipotecados durante toda la vida porque el hombre es el único animal que tropieza dos veces en la misma piedra.

Te puede interesar

Escribe un comentario